Aseguran que Kim Kardashian y Kanye West están al borde del divorcio

El confinamiento no ha hecho más que agravar las diferencias entre la pareja.

El confinamiento no ha hecho más que agravar las diferencias entre la pareja.

La cuarentena ha causado estragos en el matrimonio de Kim Kardashian y Kanye West. Los problemas conyugales se han agravado desde que todos, incluidos sus cuatro hijos, están encerrados en casa. Incluso, algunos medios estadounidenses aseguran que están al borde del divorcio.

Las agendas profesionales de Kim y Kanye los suelen tener tan ocupados, que su día a día no pasa por estar 24 horas juntos. Ella es, además de influencer y estrella de la televisión, una empresaria de éxito que en los últimos meses se ha dedicado, también, a estudiar la carrera de Derecho a distancia.

Por su parte, el rapero y productor musical pasa largas jornadas en el estudio de grabación, aunque no podemos olvidar que también tiene su propia colección de ropa y calzado deportivo y que en el último tiempo se ha centrado mucho en los servicios religiosos dominicales.

Sin embargo, desde que empezó la emergencia sanitaria por el coronavirus, ambos han pasado más tiempo del normal juntos, con sus cuatro hijos. Y parece que la situación se ha hecho insostenible por momentos.

Hace unas semanas, Kanye se llevó a sus hijos al rancho que poseen en Gwyoming para dar un descanso a su Kim y que ésta pudiese disfrutar de la soledad del hogar. Pero ahora los medios van más allá y ya hablan de crisis matrimonial que podría acabar en divorcio, consigna Muy Fan. 

De acuerdo a Us Weekly, la modelo “necesita distanciarse un poco de Kanye West” después de llevar acumuladas semanas de discusiones porque el rapero no se ocupa de sus hijos como debiera, dejando todo el peso de su cuidado sobre ella.

“Está intentando ser una buena madre, centrarse en los estudios de Derecho y sus compromisos y es muy duro hacerlo sin toda la ayuda que debería recibir de Kanye”, explicó una fuente. Además, agregó que el rapero es “súper controlador” y que Kim siente que “él está intentando imponer en ella su propia forma de ver la vida”.

Otra fuente aseguró a The Sun que la pareja ha estado viviendo en extremos opuestos de su casa para evitar peleas: “Kim y Kanye están discutiendo sin parar durante esta pandemia”.

“Ella se siente frustrada con Kanye y siente que no está tomando el peso de la responsabilidad que le toca con su familia. Se han mantenido cada uno en una punta de la casa para mantener la convivencia de forma civilizada”, añadió. Habrá que esperar para ver cómo continúa esta verdadera telenovela.

Foto: Shutterstock.

pixel

Titicupon