Novia de Paulo Londra contó cómo se preparan para la llegada de su hija

  • Rocio Moreno reveló en una entrevista cómo transita el embarazo.
     

Paulo Londra sorprendió a todos, durante el mes de abril, al confirmar, mediante, de las redes sociales- que se convertiría en padre por primera vez. El cantante espera una hija junto a su novia Rocío Moreno, una joven cordobesa con quien mantiene una relación desde hace años. Ella habló con El Doce y contó como transita uno de los momentos más importantes de su vida.

"Al enterarme de mi embarazo tuve una mezcla de emociones y sentimientos, una felicidad inexplicable, también temores a lo nuevo y a lo desconocido", comenzó diciendo Rocío, a quien le toca debutar con la maternidad en plena pandemia. Explicó, que los controles con el médico los realiza por videollamadas y que si bien ingresa sola, debido a las políticas de la clínica por el Covid-19, siempre la acompañan.

 
 
 

 
 
 
 
 

 
 

 
 
 

Una publicación compartida de ROCÍO (@romoreno1) el

Ella estaba convencida que tendrían un varón, aunque en su entorno familiar le decían que era una niña. "Hasta lo soñé. ¡Y la verdad me sorprendió!", dijo la joven de 21 años y agregó: "Nosotros tomamos la decisión de no querer saber el sexo cuando íbamos a realizar las ecografías, queríamos que fuera una sorpresa para todos, para familiares y amigos muy cercanos, la única que sabía era mi mamá".

¿Cómo se enteraron de que esperaban una niña? Su suegro preparó un asado y su mamá se encargó de organizar los juegos con los que les iba entregando las pistas a los familiares, amigos y a ellos mismos. El último desafío fue romper una piñata, de la que cayeron dos paquetes que debían abrir con Londra, y que en el interior tenían chupetes de color rosa. "La emoción fue muy grande, a todos se les caían hasta las lágrimas" relató, Rocío. Luego de contarle a su entorno más intimo, compartió un video con sus seguidores.

La pareja convive desde hace unos meses en una casa ubicada en la zona norte de Córdoba Capital. En su hogar ya tienen preparado y diseñado el cuarto de la pequeña, aunque aseguró que aun faltan algunos detalles. Su primer antojo fue un locro en pleno verano, y que a pesar de la dificultad porque es una comida propia del invierno, Londra se lo consiguió.

Titicupon